Menu
High-End Experiential Travel in New Zealand

Clima

Estando en el hemisferio sur, las estaciones se invierten si viene del hemisferio norte.  El verano es en diciembre, enero y febrero.  Si le gusta el calor y que haya mucha gente, entonces éste es el momento para venir.  ¡Aunque lo que le parece un montón de gente a los neozelandeses parece algo bastante manejable para la mayoría de los visitantes!  Navidad y Año Nuevo son épocas difíciles para encontrar alojamiento, a menos que reserve con antelación.  Los meses de principio y fin de temporada (noviembre, marzo) son probablemente nuestros favoritos: no hace tanto calor, no hay tanta gente, y el país es igual de hermoso.  Abril también ha sido un mes excelente en los últimos años.

La mayoría de lo que se ofrece en Nueva Zelanda también se puede disfrutar fuera del verano.  Si nos olvidamos de la playa y de nadar, entonces todo el año se abre: practicar senderismo y ciclismo es a menudo mejor cuando está más fresco, y la buena comida, el vino y los campos de golf siguen siendo agradables cuando se tiene que llevar mangas largas.

Para los amantes de los deportes de invierno, nuestro esquí es bueno y nuestro heli-esquí es excelente, y se puede combinar unas vacaciones de esquí con un turismo general muy placentero.

He aquí algunos datos meteorológicos de la página oficial de Turismo de Nueva Zelanda.

Clima — Tierra de la larga nube blanca

Desde que los maoríes llamaron a Nueva Zelanda la ‘Tierra de la larga nube blanca‘, el clima ha sido de fundamental importancia para la gente de Nueva Zelanda, muchos de ellos viven de la tierra.  Nueva Zelanda goza de temperaturas afables, precipitaciones pluviales moderadamente altas y muchas horas de sol en la mayor parte del país.  Su clima está dominado por dos características geográficas principales: las montañas y el mar. 

Temperatura

Nueva Zelanda cuenta con un clima generalmente templado.  Mientras que el extremo norte tiene un clima subtropical durante el verano y las zonas alpinas del interior de la Isla del Sur pueden tener temperaturas tan bajas como -10°C en invierno, la mayor parte del país se encuentra cerca de la costa, lo que significa temperaturas afables, lluvias moderadas y abundante sol.

Debido a que Nueva Zelanda se encuentra en el hemisferio sur, la temperatura media disminuye a medida que se viaja hacia el sur.  El extremo norte del país tiene una temperatura media de alrededor de 15°C, mientras que el sur profundo tiene una media más fresca de 9°C.  Enero y febrero son los meses más cálidos del año y julio es el más frío.

Cuatro estaciones en un solo día

Nueva Zelanda no tiene un espectro de temperaturas muy amplio, carece de los extremos que uno encuentra en la mayoría de los climas continentales.  Sin embargo, el clima puede cambiar inesperadamente, ya que frentes fríos o ciclones tropicales pueden aparecer súbitamente.  Debido a esto, usted deberá estar preparado para cambios repentinos en el clima y la temperatura si va a hacer senderismo u otras actividades al aire libre.

Hola sol

La mayoría de los lugares en Nueva Zelanda reciben más de 2.000 horas de sol al año, y las áreas más soleadas — Bay of Plenty, Hawke's Bay y Nelson/Marlborough — reciben más de 2.350 horas.  Como Nueva Zelanda observa el horario de verano, durante los meses de verano la luz del día puede durar hasta las 21:30.  Nueva Zelanda experimenta relativamente poca contaminación atmosférica en comparación con muchos otros países, lo que hace que la exposición a los rayos UV sea muy fuerte durante los meses de verano.  Para evitar las quemaduras solares, los visitantes deben usar protector solar, gafas de sol y sombreros cuando estén bajo los rayos solares directos del verano, especialmente en el calor del día (11:00 — 16:00).  Aunque el verano es más soleado que las otras estaciones, la mayoría de las regiones en Nueva Zelanda tienen una proporción relativamente alta de luz solar durante los meses de invierno.

Precipitaciones pluviales

La precipitación pluvial media de Nueva Zelanda es alta &mdash entre 640 mm y 1500 mm — distribuida uniformemente a lo largo del año.  Además de producir áreas de impresionante bosque nativo, este elevado nivel de precipitaciones hace de Nueva Zelanda un lugar ideal para la agricultura y la horticultura. 

Verano

Los meses de verano en Nueva Zelanda son de diciembre a febrero, con altas temperaturas y sol.  Los días son largos y soleados, las noches son templadas.  El verano es un excelente momento para caminar por el monte y hacer una variedad de otras actividades al aire libre.  Las hermosas playas de Nueva Zelanda, existentes en gran número, son ideales para nadar, tomar sol, hacer surf, pasear en bote y disfrutar de deportes acuáticos durante el verano.

Otoño

Los meses de otoño en Nueva Zelanda son de marzo a mayo.  Mientras que las temperaturas son un poco más frescas que durante el verano, el clima puede ser excelente y es posible nadar en algunos lugares hasta abril.  Mientras que la flora nativa de Nueva Zelanda es de hoja perenne, hay muchos árboles de hoja caduca introducidos.  Los coloridos follajes hacen del otoño una delicia de paisaje, especialmente en regiones como Central Otago y Hawke’s Bay, que son conocidas por su esplendor otoñal.

Invierno

Los meses invernales en Nueva Zelanda, de junio a agosto, traen más frío a gran parte del país y más lluvia a la mayoría de las áreas en la Isla Norte.  Las cordilleras de ambas islas se cubren de nieve, ofreciendo hermosas vistas y excelentes posibilidades para esquiar.  Mientras que la Isla Sur tiene temperaturas más frías en invierno, algunas áreas de la isla tienen poca lluvia, por lo que éste es un excelente momento para visitar los glaciares, montañas y otras áreas de belleza panorámica.

Primavera

La primavera abarca de septiembre a noviembre, y el clima en esta época en Nueva Zelanda puede variar entre frío y helado a templado y caluroso.  Durante la primavera aparecen los nuevos brotes, flores y otras señales de crecimiento en todo el país, y los corderos recién nacidos saltan por aquí y por allá en los campos, justo antes del atardecer.  Tanto Alexandra en Central Otago como Hastings en Hawkes Bay, celebran la primavera con un festival de flores.  Si a usted le gusta el rafting, este es el momento en que la nieve que se derrite en primavera hace que los niveles de agua de los ríos sean emocionantemente altos.